248
Views
Los cinco diseños disponibles se agotaron, pero la compañía de lencería promete aumentar la producción para satisfacer la demanda latente del país de mascarillas de encaje .

Incluso antes de que se declarara un estado de emergencia en Japón, las preocupaciones por el Coronavirus desencadenaron una demanda de mascarillas. El que fue alguna vez un elemento básico prácticamente omnipresente y siempre con unidades en existencia en las farmacias japonesas, ahora es prácticamente imposible de conseguir.

Entonces, para ayudar a aliviar la escasez, muchas compañías que normalmente no estaban involucradas en la producción de máscaras han estado ingresando al campo, una de estas es Atsumi Fashion, con sede en la ciudad de Himi, Prefectura de Toyama. Como compañía de ropa, Atsumi está produciendo máscaras de tela reutilizables, y como probablemente esperarías de un fabricante de ropa, están usando algunas telas coloridas.

Sin embargo, como pueden notar estas máscaras no solo son coloridas, sino que también están especialmente acolchadas. Esto se debe a que Atsumi Fashion es una marca especializada en lencería, y ha aplicado esa experiencia para hacer máscaras con materiales de sujetador, incluido este diseño de encaje.

Lo que empezó como una broma, terminó siendo bien recibido en internet, donde los usuarios pedían que se pusieran a la venta, esto aumentó incluso más después de que la modelo, presentadora de TV y ex miembro del elenco de Terrace House, Aya Kondo se le tomara una foto usandola.

Lo que empezó como una broma, terminó siendo bien recibido en internet, donde los usuarios pedían que se pusieran a la venta, esto aumentó incluso más después de que la modelo, presentadora de TV y ex miembro del elenco de Terrace House, Aya Kondo se le tomara una foto usandola.

Eso llevó a Atsumi a elaborar una serie de otros diseños y ahora sí la máscara de sujetador de encaje salió oficialmente a la venta al público en general.

Con un precio de 1,490 yenes (USD $14), aproximadamente la mitad del precio de un sujetador japonés de rango medio, Atsumi aún mantuvo bajas sus expectativas pensando que no se venderían, ofreciendo solamente 50 unidades cada uno de los colores disponibles: en blanco, rosa, lima, azul aguamarina, negro.

Sin embargo, esto resultó ser una subestimación importante del interés de los compradores japoneses, ya que las máscaras se agotaron tanto en la tienda en línea de Atsumi Fashion, Lingerie Lab, como en la tienda en línea Rakuten. Sin embargo, la compañía ya anunció que se está preparando un nuevo lote de máscaras de sujetador de encaje, ya que la escasez de máscaras de Japón y el amor por la lencería parecerá que continuará por algún tiempo.


Fuente: soranews24

Article Tags:
· ·
Article Categories:
coronavirus

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *